Sábado, 17 Abril 2021
BREAKING NEWS
Con paso firme

En eventos y apoyando la comunidad hispana desde muy corta edad, la pequeña Layla Rickman siempre dice presente, su bella sonrisa y su gran talento hacen que en cada escenario se robe la atención y los aplausos del público; la pasión que ella siente por el baile es incuestionable, a sus 12 años de edad demuestra que todo esfuerzo tiene su recompensa y poco a poco ella ha logrado ganarse el corazón de nuestra comunidad hispana.
Layla comenzó a bailar desde que tenía 4 años de edad y su evolución en este arte ha sido sorprendente, ha ganado innumerables competencias y últimamente tuvo la oportunidad de realizar una obra musical caracterizando a “Ana” (uno de los personajes de la famosa película Frozen).
“Cuando estaba pequeña, miraba a mi mamá como ella bailaba y me gustó mucho, así que empecé a aprender a bailar en Everything Goes Dance Studio con la maestra Shannon Calderón. Siempre recuerdo la primera vez que bailé, la canción se llama ‘El Camaleón’, fue muy divertido. Todo este tiempo he entendido que es más que un pasatiempo en mi vida, realmente es una pasión y tengo que mantenerme enfocada en todo lo que hago”, afirmó con una sonrisa, la pequeña Layla  Rickman,.
El baile también ha ayudado a Layla a tener confianza, a pesar de que la miramos ejecutando increíbles pasos en el escenario, es una niña muy tímida y reservada, pero cuando se trata de realizar una presentación esa timidez se termina y se trasforma en una excelente bailarina. Ella ha tenido el privilegio de bailar diferentes estilos musicales, desde el vallenato hasta el ballet.
Al preguntarle cual de ellos es su favorito en medio de las risas y dudas dijo: “Eso es muy difícil para mí, la verdad que me gustan todos, no tengo algún estilo favorito, disfruto cada uno de ellos”.
Uno de los retos de esta pequeña bailarina fue su participación en una obra musical llamada Frozen el cual se llevó a cabo hace algunas semanas en la Iglesia Victory Church.
“Fue algo nuevo para mi, ya que no solo bailé sino que tenía que actuar. Tuve la oportunidad de interpretar el personaje de Ana, un personaje que tiene mucha participación en la obra, así que fueron días de mucho ensayo, estaba muy nerviosa pero todo salió bien, fue muy divertido”, afirmó.
Para ella no todo ha sido divertido, también ha hecho muchos sacrificios para poder continuar bailando, una de las cosas más difíciles que nos comentó es el no asistir a eventos familiares o salir con sus amigas por tener que practicar.
“Quiero ser una bailarina profesional, presentarme en escenarios importantes como Broadway; se que si me esfuerzo y me mantengo enfocada lo lograré”, comentó, Layla Rickman.

Visto 3336 veces Modificado por última vez en Viernes, 17 Junio 2016 11:40
Valora este artículo
(0 votos)

About Author

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

Clasificados

Suscríbase gratis

Reciba mensualmente nuestro boletín por correo. Puede cancelar en cualquier momento