Miércoles, 24 Mayo 2017
BREAKING NEWS
Relación De México Y EE.UU.

Relación De México Y EE.UU.

El presidente de México, Enrique Peña Nieto, ensalzó su partido, el PRI, al asegurar que este asumió el “desafío” de reconstruir la relación con Estados Unidos y la defensa de la “soberanía” y “dignidad” de México.

“Con este mismo sentido de responsabilidad de Estado hemos asumido el desafío de construir una nueva relación con el Gobierno de Estados Unidos”, apuntó el mandatario en el marco del 88 aniversario del Partido Revolucionario Institucional (PRI).

Peña Nieto aseguró que su partido “antepone el supremo interés de la nación a cualquier otro interés”, y defiende los valores nacionalistas. Esto último, añadió, “nos alienta a la defensa de nuestra soberanía y de nuestra dignidad como país”.

“Hemos actuado con diplomacia (con Estados Unidos), y al mismo tiempo, con firmeza, y hemos ofrecido y exigido respeto y con dialogo, dejando bien claro qué buscamos y qué no aceptamos”, dijo el gobernante.

En el mensaje, rodeado de militantes de su partido, aseveró que tiene también el “compromiso firme” de defender los connacionales en Estados Unidos.

Las relaciones entre México y Estados Unidos viven su peor momento en décadas tras la llegada de Donald Trump a la Casa Blanca, el inicio de la implementación de duros controles migratorios, la amenaza de la construcción de un muro en toda la frontera común y la intención de implementar medidas comerciales proteccionistas. Trump ha amenazado con imponer aranceles a los productos mexicanos y busca renegociar los términos del TLCAN al considerar que perjudica los intereses de su país, algo a lo que México está dispuesto. El mandatario ha hecho también referencia a las elecciones que se disputarán este año y el siguiente en México.

Artículos relacionados (por etiqueta)

  • Celebrando juntos

    CELEBRANDO EL 5 DE MAYO

    La mayoría de los americanos cree que durante esta fiesta se celebra el Día de la Independencia de México, lo cual es totalmente erróneo. La Independencia es el 16 de Septiembre de 1821.

    México recuerda esta fecha por la victoria de la Batalla de Puebla, un suceso histórico que representó un hito en la costosa y prolongada lucha contra la intervención extranjera. Con este triunfo militar, la joven nación demostró que podía defenderse del imperialismo de las potencias europeas deseosas de conquistar su territorio y reestablecer colonias en el nuevo continente.

     

    UN POCO DE HISTORIA

    La historia del Cinco de Mayo tiene sus raíces en la ocupación francesa de México, la cual comenzó a tomar forma después de la guerra México-Norteamericana (1646-1648). A consecuencia de esta guerra, en la década de 1850, México ingresó en un período de crisis nacional, no sólo de enfrentamientos con los Estados Unidos, sino también de luchas internas y rebeliones que se prolongaron durante varios años y dejaron al país en la bancarrota.

     

    UN INDIO ZAPOTECA

    En 1858, Benito Juárez un indio zapoteca que había cursado estudios de abogacía y sacerdocio fue elegido Presidente de los Estados Unidos Mexicanos para defender la Constitución establecida el 5 de febrero de 1857.

    Después de varias luchas internas, Juárez fue reelecto en 1861. Las finanzas del país estaban en tan mala situación que la deuda externa mexicana llegaba a los 80 millones de pesos. Así, en julio de 1861, y como medida de emergencia, el presidente Benito Juárez, lanzó una moratoria mediante la cual todo pago a acreedores extranjeros sería suspendido por un período de dos años, con la promesa de que al finalizar el mismo, los pagos se cumplirían de la manera acordada.

    Los ingleses, españoles y franceses rechazaron de plano la decisión del presidente Juárez y decidieron invadir México para hacerse de su parte de la deuda a cualquier precio.

    Al mismo tiempo, Napoleón III (sobrino de Napoleón Bonaparte) vio esto como la oportunidad perfecta para establecer colonias francesas en América Latina, estrategia que comenzaría con la conquista de México y el establecimiento de un gobierno títere. Por su parte, los terratenientes plutocráticos y los conservadores de México que temían perder su poderío y sus tierras con el nuevo gobierno constitucional del Presidente Juárez dieron su apoyo a estas intenciones de conquista del Emperador francés.

    El 8 de diciembre de 1861, tropas francesas, inglesas y españolas desembarcaron en el puerto de Veracruz y lo ocuparon. Inmediatamente, Francia exigió a México el pago de 12 millones de pesos, una cifra inaudita dado el estado del Tesoro mexicano. Meses más tarde, el 11 de abril de 1862, España e Inglaterra al darse cuenta de las reales intenciones de Francia le quitaron su apoyo y regresaron a Europa.

    RESISTENCIA MEXICANA

    Napoleón Bonaparte, Emperador de los franceses, nombró un pariente, archiduque Maximillian de Austria, el líder de México.

    Mientras marchaba hacia la Ciudad de México, el ejército francés enfrentaba resistencia tenaz. El 5 de mayo, 1862, el general Ignacio Zaragoza y su ejército mexicano vencen el ejército francés en la Batalla de Puebla. La victoria mexicana era una sorpresa porque el ejército francés era más grande y tenía materiales superiores.

    Según el refrán en inglés, es posible ganar la batalla y perder la guerra. Los franceses ganaron otras batallas, y Maximiliano se hizo líder en 1864. Pero, los franceses, enfrentando resistencia mexicana y presión de los Estados Unidos, retiraron las tropas en 1867.

    El Cinco de Mayo en un día para conmemorar el coraje de los luchadores contra la opresión. Quizás por eso este día de fiesta es muy popular dondequiera que hayan personas de descendencia mexicana.

  • Primeros 100 días

    El presidente Donald Trump subrayó que ha cumplido “una promesa tras otra” en sus primeros cien días en el poder y reiteró sus ataques a los medios de comunicación, a quienes criticó por estar alejados de la realidad. “Mis primeros cien días han sido muy productivos (...) Hemos cumplido una promesa tras otra”, dijo Trump en un acto en Harrisburg (Pensilvania),

    de los estados claves de su victoria electoral en noviembre pasado, puesto que no votaba por un candidato presidencial republicano desde 1988.

    En un acto con tono de campaña electoral más que de un presidente en el cargo, el mandatario lanzó una nueva andanada de ataques a la prensa. Durante el discurso, de cerca de una hora, rechazó las críticas vertidas sobre los fracasos registrados durante sus primeros 100 días de mandato, como la negativa del Congreso a aprobar su reforma de la ley sanitaria conocida como “Obamacare” y el bloqueo de los tribunales a su prohibición de entrada temporal en EEUU de viajeros procedentes de siete países de mayoría musulmana.

    En este sentido, enfatizó que “las prioridades de la prensa no son vuestras prioridades” y volvió a recalcar que está concentrado “en volver a hacer grande de nuevo a EEUU”, su lema electoral. “Si el trabajo de los medios es ser honestos y decir la verdad entonces creo que estamos de acuerdo en que la prensa se merece un suspenso bien grande y gordo”, sostuvo ante los aplausos de los cerca de 10.000 asistentes.

    Trump reiteró los ejes de su campaña, como su voluntad renegociar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) con México o Canadá y su polémica promesa de construir el muro en la frontera sur. “No se preocupen, lo vamos a construir”, dijo sin comentar los obstáculos que enfrenta en el Congreso, donde los legisladores han mostrado sus reticencias a desembolsar fondos para la ampliación del muro existente.

    Asimismo, anunció que estará “tomando una gran decisión sobre el Acuerdo de París en las próximas dos semanas. Veremos qué ocurre”, y a la vez que reiteró su compromiso para revitalizar la industria del carbón y el petróleo. Las declaraciones de Trump se producen el mismo día que se celebraron multitudinarias marchas en defensa del clima y contra sus políticas de desregulación medioambiental en Estados Unidos, incluida una con miles de manifestantes en Washington.

    El mandatario firmó una orden ejecutiva para revisar las prohibiciones impuestas por Obama para permitir explotaciones petroleras en las costas del país, lo que podría abrir zonas del Ártico o del Golfo de México a nuevos pozos.

    Estados Unidos está sopesando si se mantiene en el Acuerdo Internacional de

    París sobre cambio climático, que busca un cambio de modelo de desarrollo libre de combustibles fósiles y fue firmado por su predecesor Barack Obama.

    Trump también se refirió a la escalada de tensiones con Corea del Norte, y defendió que está trabajando con China para solucionar un problema que calificó de “complicado”. De hecho, insistió en que su decisión de no designar a China como manipulador de divisas, como había prometido, responde a la colaboración estrecha con Pekín para rebajar el conflicto. “Creo que no es el momento de designar a China como manipulador de divisas”, afirmó el mandatario.

  • Propuestas del Muro

    Cumplido el plazo para la entrega de propuestas en el proceso de licitación para la construcción del muro en la frontera con México, el presidente Donald Trump ya examina las primeras ideas presentadas. Y los proyectos son variopintos. Van desde construcciones tradicionales, similares a la muralla china, a concepciones basadas en 2.000 millas de paneles solares, un foso con desechos radioactivos y hasta una pared de hielo, inspirada en la popular serie de televisión “Juego de Tronos”.

    En una vertiente más amigable, una arquitecta venezolana ha propuesto un “anti-muro” y el aprovechamiento del espacio común entre los dos países para brindar oportunidades de desarrollo que amortigüen la migración indocumentada

    desde México.

    Victoria Benatar, radicada en Nueva York, señaló que la frontera no debe ser una “línea virtual o tierra de nadie”, o una franja de tensiones intermitentes entre los dos países, sino un “espacio binacional” con recursos compartidos.

    En tal sentido, en lugar de un muro que refuerce la separación, Benatar propone desarrollar un área de 100 kilómetros con urbanización, infraestructura, oportunidades de empleo e innovación tecnológica para mexicanos y estadounidenses. Igualmente, un grupo de arquitectos mexicanos y estadounidenses propone el proyecto “Otra nación: la última frontera”, el cual en lugar de un muro sugiere construir “el corredor de transporte más rápido y sustentable” del mundo. A partir de San Diego/Tijuana, un tren eléctrico y futurístico recorrería vías elevadas sobre una franja de territorio auto gestionado,

    donde ciudadanos de los dos países podrían vivir en libertad y armonía, de acuerdo a los planteamientos de esta idea. Trump declaró recientemente que ya vio por lo menos diez diseños, sin dar detalles sobre ellos, y aseguró que se ha involucrado personalmente en la concreción de una de sus principales promesas de campaña. “Voy a construir el muro, 100 %, y quiero ver más diseños (son más de 400) para tomar una decisión muy pronto”, prometió el presidente.

    La idea, sin embargo, plantea dudas logísticas debido a las dimensiones de la obra así como por el coste, que podría triplicar el presupuesto inicial de 12.000 millones de dólares que estimó el Departamento de Seguridad Nacional (DHS).

    De acuerdo a la convocatoria del proceso de licitación, el muro, que se construiría en tres etapas y demandaría tres años y medio de trabajo, tendrá unos 30 pies (más de 9 metros) de altura, a fin de que no pueda ser escalado, y deberá ser resistente a daños intencionados. Para construir el “gran muro” prometido por Trump, la empresa Crisis Resolution Security Services, de Clarence (Illinois), se inspiró en la gran muralla china y propuso una doble pared de cemento de 26 pies de altura, con un terraplén en el medio.

    Sobre la pared se construiría una senda peatonal que podría ser transitada por

    turistas, a pie o en bicicleta, y también, por supuesto, por guardias de la Patrulla Fronteriza.

    Concrete Contractors Interstate, de Poway (California), quiere construir una pared de cemento, que sería decorada a ambos lados; Tridipanel, de Carlsbad (California), propone un muro de cemento liviano, pero que puede soportar un peso de 100 toneladas, y que sería resistente al fuego y tornados. Thomas E. Gleason, de la empresa Gleason Partners de Las Vegas (Nevada), dijo que el muro debe ser modular y fácil de construir y propuso que las partes sean cubiertas además por paneles solares que aprovecharían las vastas extensiones desértica.

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

Suscríbase gratis

Reciba mensualmente nuestro boletín por correo. Puede cancelar en cualquier momento