Viernes, 28 Julio 2017
BREAKING NEWS
¿Tendrá una cabeza nuclear la próxima prueba con misiles de Corea del Norte?

¿Tendrá una cabeza nuclear la próxima prueba con misiles de Corea del Norte?

¿Podría Corea del Norte poner una cabeza nuclear en un misil y lanzarlo contra un adversario?
Algunos todavía dudan de que Corea del Norte pueda fabricar una cabeza nuclear suficientemente pequeña como para montarla en un misil. Pero eso es lo que Corea del Norte dijo haber demostrado este viernes.

Según Corea del Sur, la prueba nuclear del viernes tuvo una potencia equivalente a 10 kilotones, lo que la convertiría en la más poderosa de las cinco que ha hecho el régimen norcoreano hasta la fecha.
La explosión ocurrió apenas unos días después de que Corea del Norte ensayara el lanzamiento de tres misiles balísticos, que cayeron en la Zona de Identificación de Defensa Aérea de Japón, a unas 155 millas (250 kilómetros) de una isla japonesa. El mes pasado, un misil disparado desde un submarino también cayó en la misma zona.
"Una gran preocupación para la región"
"Han venido demostrando no sólo que tienen la capacidad de provocar una detonación nuclear, sino también para montarla y convertirla en un arma", dijo John Delury, profesor asistente de estudios de Asia Oriental en la Universidad de Yonsei en Corea del Sur.
"Si hay pruebas de que pueden hacer eso – o de que lo han hecho – entonces es un motivo grande de preocupación para la región", señaló Alexander Neill, un experto en Corea del Norte en el Instituto Internacional de Estudios Estratégicos de Asia.
El ensayo nuclear del viernes fue el segundo que realiza Corea del Norte este año, lo que demuestra que Pyongyang está "dominando la tecnología", señaló Lassina Zerbo, secretario ejecutivo de la Organización del Tratado Integral de Prohibición de Pruebas Nucleares.
Pero los analistas consideran que no hay manera de determinar la dimensión de la tecnología de misiles de Corea del Norte hasta que realmente la utilizan.
"No podemos saber nada sobre el tamaño físico del dispositivo", comentó Melissa Hanham, investigadora asociada en el Centro James Martin de Estudios de No Proliferación en Monterey, California.
"Mi gran temor es que vayan a lanzar un arma nuclear activa en uno de sus misiles," dijo Hanham. "Sería difícil para Japón, China, EE.UU., saber que se trata de una prueba y no algo real... Eso sería extremadamente peligroso ya que ello podría desencadenar una guerra."
¿Cómo debe responder el mundo?
La reacción fue rápida y dura en todo el mundo tras la prueba del viernes. Estados Unidos, Rusia, Corea del Sur, e incluso China, país con el que Corea del Norte comparte una frontera y una larga relación diplomática deshilachado, denunciaron la prueba.
El primer ministro japonés, Shinzo Abe, se refirió al ensayo del viernes como "una amenaza importante para la seguridad de nuestro país".
Christopher Hill, exembajador de Estados Unidos en Corea del Sur, declaró el viernes que es hora de dejar las conjeturas sobre la capacidad de Corea del Norte y empezar a planear una respuesta.
"En poco tiempo, creo que vamos a tener una cabeza nuclear en un misil y tenemos que analizar muy cuidadosamente lo que vamos a hacer", señaló Hill, quien fue el principal diplomático estadounidense en Seúl de 2004 a 2005.
Hill agregó que el mundo no puede esperar que Corea del Norte ceda ante nuevas sanciones o que Pyongyang esté abierto a nuevas negociaciones sobre su programa nuclear.
"Yo no apostaría a que Kim Jong Un es un tipo razonable", dijo Hill.
¿Colaborar con China?
La solución podría llegar en una alianza con China, segúj Hill, quien también fue secretario de Estado adjunto para Asuntos del Este de Asia y el Pacífico de 2005 a 2009.
"Creo que hay que sentarse con los chinos .... y juntos tenemos que resolver esto", añadió Hill, refiriéndose al programa de armas de Corea del Norte. "¿Qué medidas directas podemos tomar para frenarlo o acabar con él?".
Philip Yun, director ejecutivo del Fondo Ploughshares, una organización que busca la eliminaciónde las armas nucleares, coincide en que el mundo no puede retrasar su respuesta a la prueba de Corea del Norte.
"A menos que encontremos una manera de lidiar con Corea del Norte y frenar sus actividades, en algún momento en un futuro cercano tendrán un arsenal nuclear relativamente sofisticado capaz de golpear a Estados Unidos y eso es un problema enorme", afirmó Yun.

Artículos relacionados (por etiqueta)

  • Cambio de Rumbo

    El equipo del presidente estadounidense, Donald Trump, intentó explicar cómo el inesperado bombardeo de el régimen sirio se va a traducir en una postura clara en política exterior. Con el impacto de 59 misiles guiados en una base aérea del régimen sirio de Bachar al Asad, Trump desconcertó a aquellos que pensaban que se mantendría fiel al mensaje no intervencionista de su política de “Estados Unidos primero”.

    La reacción de Trump, que dijo que quedó muy impactado por las imágenes de niños fallecidos en el ataque químico en la provincia de Idleb, ha sorprendido a expertos como el que fue portavoz del Departamento de Estado con Bill Clinton James Rubin, quien aseguró en una columna de opinión en el New York Times que la Casa Blanca muestra un “peligroso grado de incoherencia e inconsistencia”.

    La embajadora estadounidense ante Naciones Unidas, Nikki Haley, insistió que el rumbo de Trump en política exterior no ha cambiado sustancialmente, aunque hace menos de dos semanas ella y el secretario de Estado, Rex Tillerson, no ponían como prioridad la salida de Al Asad del poder.

    Por el contrario, en entrevistas televisivas Haley aseguró que es imposible una Siria en paz con Al Asad en el poder en Damasco y su salida es “inevitable”.

    “Si se observan sus acciones, si miramos a la situación, va a ser muy difícil ver un gobierno pacífico y estable con Asad”, dijo Haley en entrevista con CNN, donde matizó que el cambio de régimen no es la única prioridad, sino también acabar con los yihadistas del Estado Islámico (EI) y con la influencia iraní en Siria.

    Mientras tanto, Tillerson inició una gira internacional que le llevará a una cumbre ministerial del G7 a Italia y a Moscú con el gobierno del ruso Vládimir Putin.

    Tillerson tienen la tranquilidad de haber podido despejar a suspicacias sobre su cercanía a Putin quien lo llegó a condecorar cuando era consejero de la petrolera Exxon con sus críticas a la falta de control de Moscú sobre Siria.

    “El resultado del fallo (ruso) ha llevado a la muerte de más niños e inocentes”, aseguró Tillerson en entrevista, y agregó que la muerte de 80 personas no habría pasado si Rusia se hubiera asegurado en 2013 que Al Asad le entregaba, en efecto, todo su arsenal químico. Rusia fue el encargado de mediar en el acuerdo de la administración del expresidente Barack Obama para no atacar al gobierno sirio por un ataque ese año con armamento químico contra población civil y en su lugar destruir el arsenal de esas armas prohibidas por las leyes internacionales. Tillerson aseguró que sigue confiando en que Rusia “elegirá un rol constructivo” para asegurar un alto el fuego estable en Siria y el reinicio de negociaciones de paz que pongan en marcha un proceso de

    transición política.

    Por su parte, Rusia e Irán, aliados del Damasco, siguieron elevando el tono con la amenaza de una respuesta a un nuevo ataque estadounidense, mientras que Siria ha reiniciado las operaciones en la base aérea de la provincia de Homs atacada por los misiles estadounidenses, según observadores.

    El discurso frentista tampoco ha aminorado en Washington, donde hoy el senador republicano Lindsey Graham, aseguró que “lo que Asad hace al volver a volar desde esa base es decirle a Trump ‘¡Qué te jodan!’” y debe andarse con cuidado.

  • Temblor de 7,9 sacude Papúa Nueva Guinea

    Un terremoto de magnitud 7,9 ha golpeado el oeste de Papúa Nueva Guinea este domingo.
    El sismo se registró a 153 kilómetros de profundidad y 40 kilómetros al oeste de la ciudad de Panguna, según el Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS, por sus siglas en inglés).
    El Centro de Alerta de Tsunami del Pacífico ha informado de que se pueden registrar olas de tsunami de hasta un metro por encima del nivel de la marea en algunas costas de Papúa Nueva Guinea y las cercanas Islas Salomón.
    El USGS estima que 72.000 personas habrían sentido las severas sacudidas del terremoto.
    Las estructuras en la zona son vulnerables a los terremotos y es posible que se registren muertes.

  • Inician nuevas conversaciones sobre Siria, patrocinadas por Rusia y Turquía

    Los actores clave en la guerra de Siria se reúnen este lunes en la capital de Kazajstán en unas conversaciones encaminadas a consolidar un alto el fuego en todo el país y que podría allanar el camino para una solución política después de casi seis años de guerra.
    Se espera que las negociaciones entre la delegación del gobierno y los rebeldes, patrocinadas por Rusia y Turquía, duren tres días. Moscú y Ankara han estado respaldando diferentes partes del conflicto.
    En Astana habrá delegados de Rusia, Turquía, Irán y las Naciones Unidas.
    La nueva administración de Estados Unidos dijo que no va a enviar una delegación a las conversaciones debido a "las demandas inmediatas de la transición", pero estará representada por su embajador en Kazajstán.
    Se espera que tras las conversaciones de Astana siga una reunión mediada por la ONU en Ginebra, Suiza, el 8 de febrero.
    ¿Qué es diferente en estas conversaciones?
    Estas conversaciones están probando una asociación renovada entre Moscú y Ankara, que desde hace unos seis años han respaldado firmemente a las diferentes partes del conflicto.
    Turquía ha estado apoyando activamente a las fuerzas rebeldes cerca de su frontera, mientras que Moscú es aliado de Bachar al Asad, y su participación militar jugó un papel decisivo en los últimos avances del régimen en Aleppo. Los combatientes de Irán también han estado luchando en el lado de las tropas del gobierno.
    Estados Unidos, por su parte, se ha desplazado a un segundo plano en los últimos meses y no estuvo involucrado en los últimos esfuerzos de cese del fuego.
    Moscú y Ankara utilizaron su influencia sobre el terreno el mes pasado para asegurar un frágil alto el fuego que entró en vigor el 30 de diciembre después de que los combatientes rebeldes perdieron el control del este de Aleppo.
    La esperanza es que Turquía y Rusia pueden usar su influencia para consolidar una tregua y, de manera más ambiciosa, una resolución de un conflicto en el que murieron más de 300.000 personas y desplazó a más de la mitad de la población del país.
    ¿Cuál será el resultado de las conversaciones?
    Mientras que las conversaciones han sido bien recibidos por las diferentes partes en el conflicto, parece que hay divergencia entre las dos delegaciones en cuanto al objetivo de estas negociaciones.
    Asad dijo que espera que los rebeldes estén de acuerdo en deponer las armas a cambio de una amnistía. Le dijo a la televisión japonesa TBS que espera ofertas de reconciliación después de las conversaciones Astana.
    Pero el jefe de la delegación rebelde, Mohammad Alloush, dijo que solo están interesados en acordar un alto el fuego. "Astana es un proceso para terminar el derramamiento de sangre por el régimen y sus aliados. Deseamos terminar esta secuencia de crímenes", dijo a la AFP.

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

Suscríbase gratis

Reciba mensualmente nuestro boletín por correo. Puede cancelar en cualquier momento