Viernes, 16 Abril 2021
BREAKING NEWS
Cáncer de cuello Uterino

Cáncer de cuello Uterino Destacado

El cáncer del cuello uterino es una enfermedad que se caracteriza por un crecimiento descontrolado de las células del cuello del útero, que inicialmente se acumulan y dañan el cérvix, para luego expandirse hacia otros órganos del cuerpo.

El cuello uterino, es la parte inferior del útero que se encuentra en unión con la vagina, está formada por dos grupos celulares diferentes - el primero, está cerca del cuerpo del útero, se llama endocérvix y está cubierto por células secretoras o glandulares -el segundo, está cerca de la vagina, se llama exocérvix y está tapizado por células escamosas, separadas por una lámina ligera llamada zona de transición.

Igual que en la mayoría de los cánceres, en el cáncer cérvico uterino no hay una causa directa, está claramente asociado a algunas cepas del virus del papiloma humano (HPV); sin embargo, no todas las mujeres infectadas por papiloma virus desarrollan la enfermedad; por lo que algunos autores puntualizan que el estilo de vida es un factor preponderante en el desarrollo de la enfermedad.
A más del virus del papiloma humano, se citan otros los factores de riesgo de desarrollar cáncer cérvico uterino; como el -el tabaco, las mujeres fumadoras doblan la posibilidad de desarrollar cáncer cervical -La infección por el virus de inmunodeficiencia adquirida (SIDA) hace que las defensas del cuerpo estén bajas y por ende no cumplan su función de proteger del organismo. La inflamación crónica en general juega también un papel importante en el desarrollo del cáncer cérvico uterino (muchas parejas sexuales, vida sexual activa a muy temprana edad, infecciones y enfermedades de transmisión sexual a repetición, uso indiscriminado de anticonceptivos orales y locales, etc.)

El cáncer cérvico uterino en su inicio no da síntomas, cuando la enfermedad avanza se manifiesta con: secreción vaginal sanguinolenta, espesa y de mal olor, sangrado luego de las relaciones sexuales, entre el ciclo menstrual o después de la menopausia, acompañado de dolor pélvico.

Ante la sospecha de cáncer cérvico uterino, el ginecólogo, realizará una citología cervical llamada también examen de Papanicolau, colposcopia, biopsia, conización, cirugía, quimioterapia o radioterapia, según el grado de desarrollo del cáncer. Los tumores del cuello uterino pueden ser clasificados de la siguiente manera. -Estadio I, cuando el cáncer esta solamente en el cuello. -Estadio II, cuando el cáncer está en el cuello y la parte superior de la vagina. -Estadio III, la enfermedad se ha diseminado a la vagina, pared de la pelvis y a nivel interno. -Estadio IV, el cáncer a migrado a la vejiga y/o el recto y a otras partes del cuerpo. (Clínica Mayo)

Como en todas las enfermedades en el cáncer cérvico uterino, la prevención es la herramienta fundamental para mantenerse saludable, observar si estamos en el grupo de riesgo y tomar acción para mejorar. Recibir la vacuna para el virus del HPV si se está dentro de la edad o realizarse la prueba para detectarlo en caso de sospecha, un examen de Papanicolau periódicamente es básico. En general, cambiar el estilo de vida, empezando por los hábitos alimenticios, incorporar a la dieta frutas y vegetales, incrementar la actividad física, dormir entre 6 a 8 horas diarias y dejar de fumar puede ser un paso fundamental para disminuir el riesgo de ésta y muchas otras enfermedades. Recuerda la prevención es salud.

Visto 1285 veces
Valora este artículo
(0 votos)

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

Clasificados

Suscríbase gratis

Reciba mensualmente nuestro boletín por correo. Puede cancelar en cualquier momento